Home Cine/TV Game of Thrones T3E7 - ''The Bear and the Maiden Fair''

Game of Thrones T3E7 - ''The Bear and the Maiden Fair''

Por el Cine/TV

Game of Thrones T3E7 - ''The Bear and the Maiden Fair''Las piezas del inmenso tablero pergeñado por George R.R. Martin se van acercando a los casilleros en los que terminarán esta tercera jugada televisiva. Los movimientos de esta semana tuvieron grandes encuentros, familias ampliadas y hasta un oso.

Game of Thrones T3E7 - ''The Bear and the Maiden Fair''

Una sola escena de "The Bear and the Maiden Fair", séptimo capítulo de la tercera temporada de Juego de Tronos, justifica el trabajo que David Benioff y D.B. Weiss se tomaron para adaptar la serie de novelas de George R.R. Martin.

La escena tiene como protagonistas al sotreta del rey Joffrey y su abuelo, la Mano del Rey, el siempre maravilloso Twyin Lannister. En medio de una charla en la que el pequeñajo quiere demostrar (sin éxito) que la tiene más larga, su pariente sube los escalones que lo separan del trono, se para frente a él y le da una lacónica respuesta.

El ruido de sus botas a cada paso y la cámara que lo toma desde arriba para remarcar aun más la diferencia de tamaño entre el abuelito y su nieto, hubieran necesitado demasiados párrafos en los libros. Párrafos que Martin necesita para describir vestidos, cenas y para hacer que los personajes caminen mucho para todos lados.

Ese fue solamente uno de los grandes emparejamientos que tuvo este episodio. Que también nos trajo de regreso, por muy pocos segundos, a aquella dupla casi mágica que conformaban Tyrion y Bronn, su matón a sueldo. Por suerte las temporadas anteriores están ahí, prontas para ser repasadas.

El capítulo había comenzado (y volvió un par de veces más) con las aventuras de los salvajes que cruzaron el Muro, incluyendo al pobre de Jon Snow, que está cada vez más metido en un lío y con cada vez menos ganas de seguir actuando, como quedó demostrado cuando habló de "ustedes" y no de "nosotros" al mencionar que todos ellos iban a ser masacrados en cualquier momento. No sabés nada de delicadeza, Jon Snow.

Game of Thrones T3E7 - ''The Bear and the Maiden Fair''

También hubo amor en la horita que nos trajo HBO en simultáneo con el resto del planeta. Amor de pareja (con cojinche y todo) de Robb y la señora de Robb, quien le da "la buena noticia". Y también amor fraternal, podríamos llamarle al de Jaime y Brienne, la "Maiden" del título, que se ve literalmente frente a un "Bear" y salva su pellejo porque el Lannister demuestra tener un corazoncito que todavía no se lo han cortado.

Hablando de cortar... esta semana la historia de Theon parece haber llegado a un punto de saturación, al menos en lo que a este televidente refiere. Si bien podía tener alguna idea de lo que le pasaría a este fulano gracias a las novelas, debo repetir el concepto de torture porn para lo que nos está (de)mostrando su torturador, llegando al extremo de acercarle unas fulanas y justo en el momento más caliente, sacar una espadita para cortarle las partes. Innecesario por repetitivo, semana a semana.

Pero hubo otros grandes momentos, como la conversación entre Sansa y Margaery, que también tocaba el tema de los hijos (al igual que Robb). La futura reina estuvo a punto de prestarle a Sansa un ejemplar de "¿De dónde venimos?" a ver si con eso la avivaba un poco. Con una dedicatoria que dijera "Ah, me olvidaba, mi hermano Loras es gay".

Hubo más, porque Melisandre le contó a Gendry quién fue su padre (el gordo de Full Monty), Tyrion tuvo una compleja charla con Shae "the funny whore" (palabras de ella, no mías), Hodor dijo "Hodor", y Arya se cruzó con el peligrosísimo Hound.

Dejo para el final lo ocurrido en el continente de enfrente, donde Daenerys se mueve a un ritmo inversamente proporcional al de las novelas. En menos de un capítulo llega hasta Yunkai, se reúne con la autoridad, la amenaza y se prepara para la guerra. La platinada tiene una obsesión con terminar con la esclavitud y habrá que ver qué consecuencias le trae en su misión (obstaculizada) de volver y patear traseros.

Quedan solamente tres horitas para el final de la temporada, que promete resoluciones y muchas cuentas pendientes, como de costumbre. Allí estaré, atornillado al sillón.

Game of Thrones T3E7 - ''The Bear and the Maiden Fair''

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3