Home Cine/TV Game of Thrones T4E7 - ''Mockingbird''

Game of Thrones T4E7 - ''Mockingbird''

Por el Cine/TV

Game of Thrones T4E7 - ''Mockingbird''Tyrion se pasará el episodio buscando a alguien que dé la cara y el resto del cuerpo por él, mientras que Arya sigue atravesando malosos con su escarbadientes, Jon Snow sigue siendo ignorado en el Muro y Jorah sigue siendo un pagafantas.

Game of Thrones T4E7 - ''Mockingbird''

Mientras se prepara para ponerse unos mostachos setenteros y presentar sus robots que aniquilan mutantes, Tyrion Lannister pasa sus días encerrado en una celda, sospechado de haber sido el que envenenó a Joffrey "Soretito" Baratheon, quien era su sobrino por parte de madre y por parte de padre.

Él no lo hizo, pero dejó bien claro que le hubiera encantado, y en lugar de aceptar el trato que cocinaron su hermano (Jaime) y su padre (Tywin), pidió un juicio por combate, donde se supone que los dioses harán ganar en un espadeo al que tenía razón. El petiso está confiado, ya se salvó de uno allá en el Nido de Águilas.

Los deditos de Tyrion no son los mejores para blandir una espada, así que la idea es volver a delegar el duelo a muerte a alguien de su confianza. Aquella vez quiso que lo representara Jaime, el mejor espadachín del reino, pero estaba lejos y la cosa tenía que resolverse rápido, así que un tal Bronn salió a defenderlo y por un tiempo fueron compinches dentro y fuera de los burdeles.

Jaime tampoco podrá sacarlo de apuros esta vez, ya que entre juicios se le cayó una manito por descuidado y con la siniestra apenas si puede pinchar una pildorita antes de hundirla en la mostaza. Y a Bronn no le interesa repetir el plato. No después de que Cersei lo casara con una pasmada con plata y le ofreciera más de lo que Tyrion podría darle. Además de que (vale recordar) el duelo es contra una gigantesca máquina de matar apodada La Montaña. "Me caés bien. Me caigo mejor", le dice Bronn y es difícil no darle la razón.

Game of Thrones T4E7 - ''Mockingbird''

Mientras tanto, Arya y el Hound tienen una de esas escenas que muchos critican por bajar el ritmo de la serie, o por no reflejar el contenido de los libros, pero que suelen ser muy útiles para recordar al espectador en qué mundo se mueven sus personajes (además de seguir afianzando el vínculo entre la niña y el Harvey Dent de los caballeros).

Ambos se encuentran con un tipo cuya propiedad fue arrasada. ¿Por quiénes? "Dejé de preguntar", dice el moribundo. Después de unos minutos de conversar acerca de la vida y el final de ella, Hound lo apuñala. "Ahí está el corazón. Así se mata a un hombre", le explica a Arya con un dejo de dignidad. Minutos que tarda la jovencita en aplicar la lección: 1 o 2.

En el cantero gigante de hielo de Avenida italia, Jon Snow intenta convencer a los popes de sellar el túnel para evitar que las hordas de Malvín Norte concreten su invasión. Jon Snow no puede convencer a un Guardián de la Noche de que se vista de negro, así que por ahora fracasa con estrépito.

Crucemos el charco hasta Meereen, donde Daenerys sigue empeñada en abolir la esclavitud aboliendo a los esclavistas de la faz de la Tierra. En su habitación se encuentra con Darío, quien le trajo flores. Claramente no es el hombre para ella, así que segundos después le está pidiendo que se desnude adelante de ella.

El primero en enterarse de ello, por supuesto, es Jorah "Pagafantas" Mormont, quien anda corriendo atrás de la rubia desde hace cuatro temporadas. Tras cruzarse con Darío por la mañana, el veterano guerrero tuvo ganas de disfrazarse de carnada para dragón y salir a correr por el campo al grito de "¡fresquita y del día!". Sin embargo, después de una pequeña charla la cada-vez-más-vestida acepta una de sus ideas y él se va contento, como el paparulo que es.

Game of Thrones T4E7 - ''Mockingbird''

Mientras tanto, Melissandre y sus micropezones están dándose un baño cuando llega la señora de Stannis, quien es consciente de que su marido se aferró de aquellas diminutas erupciones cutáneas con pasión para engendrar humitos asesinos. Esta juntada de ganado es bastante más amigable que la que puede darse en cualquier boliche montevideano y las dos terminan hablando de Pedrita la Escamosa, la pequeña que todavía tiene un rol por cumplir en esta historia.

Brienne y Pod se cruzan en un bar con el gordito cocinero, quien a modo de arriero chileno les dice que Arya vive.

Volviendo a la celda, Tyrion recibe a un visitante: Swingeryn Martell, quien cuenta que lo conoció de bebé y que no era tan feo (a diferencia de los bebés de algunos amigos que por quedar bien tenemos que repetir lo lindos que son y parecen tortugas ciegas). También presenta más evidencia de que Cersei es una vaginuda.

Luego de haberse ganado la confianza del pigmeo, se ofrece como su representante en el juicio por combate. ¿Co... cómo? Dirían los Beach Boys. Hay una explicación sencilla: el contrincante es la Montaña, aquel que hizo pelota a la hermana. Swingeryn quiere venganza y está dispuesto a arriesgar su pellejo para conseguirla.

Por último, Sansa disimula su verdadera edad construyendo castillos de nieve aunque después el director no haga subir a un banquito al Meñique para que parezca más alto que ella. La pelirroja anda rompiendo mejillas (de su primo Robin) y corazones (el mencionado dedo pequeño), tanto que Petyr no se aguantó y le aplicó un beso justo cuando su esposa estaba mirando. La esposa reaccionó más o menos así:

La última escena de la semana terminó alrededor del buraco que tienen en el piso. Estaba claro que alguien iba a caerse por ahí antes de que aparecieran las letritas y la beneficiada fue Lysa, a quien recordaremos siempre como aquella que perseguía a Eddie Valiant en ¿Quién engañó a Roger Rabbit? (ver reseña T4E5).

Se nos viene el combate estelar de la noche, entre el chileno que tira para los tres lados y la masa de carne que decapita caballos. Mi único pedido es que antes de la pelea aparezca Marcelo Tinelli diciendo "10... 9... 8... 7... 6... 5... 4... 3... 2... 1... ¡Duelo!".

Game of Thrones T4E7 - ''Mockingbird''

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3