Home Cine/TV Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''

Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''

Por el Cine/TV

Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''Pasaron muchas cosas en este episodio y habrá que hablar de ellas antes de llegar a la tan esperada escena final, con la Montaña Clegane enfrentándose al Montador Martell. Repasemos todo lo que sucedió, desde la masacre en Villa Topo hasta el Fatality del cierre.

Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''

Antes de hablar del duelo, hay que hablar de lo que pasó en Villa Topo, que desde este domingo se llamará Villa Topo Vago porque alguien le hizo el agujero (si ya lo hizo Horacio Rubino les pido mil disculpas). Hasta allí llegaron los forajidos que cruzaron Avenida Italia sin que los vieran y ahora se preparan a atacar desde el sur.

La escena siguiente mostró a los cuervos reaccionando ante el hecho. Imagino que pasó algo muy interesante, pero en ese instante llamó mi vieja para preguntarme cómo andaba. Resulta que mis padres se habían ido de vacaciones desde el viernes (con un Woow, no se crean que tiran manteca al techo) y recién estaban de regreso.

No podía decirle "te llamo a las once", para empezar porque me iba a olvidar, así que traté de pilotearla rápido, prometiendo visitarlos este lunes, mientras trataba de leer los subtítulos de HBO sin que se me colaran en la conversación por error. Así que ahora les debo una visita. No me lo agradezcan.

Ya vamos a hablar del duelo, pero antes hay que mencionar la historia de amor entre la traductora y Gusano Gris, nombre que le pusieron porque a eso se parece su entrepierna luego de que lo castraran. Parece que no todo está perdido en su bajo vientre, así que el botija anda coqueteando a la morenaza, quien se baña en pelotas porque (esto es real) Daenerys pidió no hacer más desnudos. No perdimos mucho con el cambio, hay que decirlo.

Del romance todavía hemos visto muy poco y escuchado aun menos, ya que se cortejan en un idioma extraño, como si estuvieran juntando saliva para un gargajo. Creo. Me contaron. Porque yo no sé escupir, quizás porque mis padres no se dignaron a enseñarme y yo después voy y los visito igual, pese a que me llaman a la hora de la serie.

Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''

Por aquellas longitudes también tuvimos (sufrimos) un nuevo episodio de la historia del Pagafantas #1 en la historia de la humanidá. Al viejo Barristan le buchonean que Jorah Mormont era un espía antes de enamorarse perdidamente de Daenerys y contemplar cómo le daba pelota a cualquiera menos a él.

La reina se enteró y le dio el olivo. Mormont se arrastró como una babosa con artritis con tal de seguir sirviendo a su reina y contemplar cómo le da pelota a cualquiera menos a él. Dieron ganas de darle un abrazo y llevarlo de parranda a Villa Topo Vago.

Falta menos para el duelo, pero es imperativo hablar de lo que pasa en el norte, mucho menos divertido que en la era Stark. Ahora manda el pérfido Michael Bolton y su hijo, Samsagaz Snow, quien ya mató y despellejó a tanta gente que se ganó el derecho a llamarse Samsagaz Bolton. Suena lógico, ya que el escudo de armas de los Bolton ES UN HOMBRE DESPELLEJADO. Y el pelotudo de Robb Stark confiaba en él; así le fue.

Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''

El duelo está a la vuelta de la esquina. Antes de doblar, nos encontramos en el Valle, ese lugar elevado en donde una veterana que le daba la teta al nene de diez años voló por un agujero en el piso que (hay que decirlo) viven dejando abierto. Es raro que eso no hubiera pasado antes.

Dos viejos (Jugos del Valle) y una veterana (Dorys del Valle) están investigando el asunto, porque por más pirueta que estuviera Lysa es sospechoso que se casara y volara por los aires en tan poco tiempo. Cuando el recién casado Baelish estaba contra las cuerdas, Sansa Stark sacó las papas del fuego, porque más vale malo nuevo que bueno por conocer.

Aunque debería tenerle un poquito de miedo a la cara de Lobo de Tex Avery de Baelish, sobre todo si usa esos vestidos más seguido.

Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''

Hasta esa zona, pero solamente la puerta de entrada, llegaron el Sabueso y Arya Stark. Los mismos que llegaron a las Torres Gemelas justo cuando limpiaban al hermano y la madre de la nena. Cuando preguntan por la tía, uno de los locales les explica que la quedó hace tres días.

Por un milisegundo pensé "¿cómo van a hacer los guionistas para no dejar a estos dos como unos mufas?". La respuesta fue sencilla, concisa y perfecta: Arya Stark, que tuvo que aprender a defenderse y matar con su espada, empezó a matarse de risa. Yo también, e imagino que unos cuantos habrán caído en el mismo embrujo en sus respectivos hogares.

Ahora sí, vayamos sin escalas hasta Desembarco del Rey, que quedan pocos minutos para el final del episodio y unos cuantos fueron desperdiciados en la historia del primo bobo de los Lannister, que machacaba bichitos y la metáfora y la mar en coche y que empiece el duelo entre Swingeryn "Viborita" Martell y la Montaña Clegane.

No tomé nota de la última escena porque sabía lo que se venía. En mi lectura de la saga de novelas, pocos momentos son tan recordables como ese enfrentamiento (las dos bodas de colores o la noticia de la muerte de los Stark más chicos, que al final resultó exagerada). De hecho, la ansiedad que me generó como lector la pelea no son comparable a ningún otro pasaje del libro.

En el papel, la frase "Elia Martell, princesa de Dorne, la violaste, la mataste, mataste a sus hijos" se va transformando en un mantra, mientras leemos acerca de la pelea entre la fuerza irresistible y el objeto inamovible, con el final que todos conocemos.

En la pantalla todo pareció más rápido, aunque fueron bien capturadas la agilidad de Swingeryn y la fuerza bruta de Gregor, así como el Fatality que terminó la pelea y dejó a Tyrion Lannister con cara de "ahora me toca a mí".

Cersei wins.

Game of Thrones T4E8 - ''The Mountain and the Viper''

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3