Home Cine/TV Game of Thrones T5E1 - ''The Wars to Come''

Game of Thrones T5E1 - ''The Wars to Come''

Por el Cine/TV

Game of Thrones T5E1 - ''The Wars to Come''Como todo comienzo de temporada, "Game of Thrones" se tomó un rato en situarnos a parte de su numeroso elenco. La pobre de Daenerys siguió luchando contra los revoltosos, Cersei siguió asistiendo a velorios y Jon Snow se puso el traje de Oliver Queen.

Game of Thrones T5E1 - ''The Wars to Come''

Antes de empezar a hablar del regreso de Juego de Tronos a la televisión, debo confesar que esta reseña está escrita en medio de tormentas de espadas en mi estómago, cuervos haciéndose un festín con mi cabeza y fuego valyrio saliendo de mi trasero a intervalos regulares.

No es excusa para olvidarme de los nombres de los personajes y los detalles de lo ocurrido en otro disfrutable episodio.

Todo comenzó con un homenaje a Arrow, la serie basada en personajes de DC Comics. Desde sus comienzos, las aventuras de Oliver Queen utilizaron un recurso novedoso, consistente en ir hacia atrás para contar el pasado del protagonista. Lo llamaremos "flashback".

Por primera vez en 41 episodios, vimos una escena ubicada varios años atrás, cuando Cersei llegó hasta la cabaña de una antepasada de Ana Clara, esa del tarot televisivo, quien desde tiempos inmemoriales ya estaba chupando la sangre de sus clientes a cambio de respuestas (un poco menos vagas que la de nuestro presente). Sólo faltó el "no me cruces nada".

La Cersei veterana, mientras tanto, está a un velorio de llenar su tarjeta que la habilita a tener otro velorio gratis.

Como siempre, la acción fue de aquí para allá. Tyrion, por ejemplo, cruzó el mar dentro de una caja agujereada. Lo primero que pensé cuando le abrieron fue "¿cómo hacía para mover los intestinos ahí adentro?" (aquellos que lean otras reseñas sabrán que me obsesiono por los movimientos intestinales de las series de TV). Por suerte en Game of Thrones hay algún otro enfermito, que se encargó de contarnos que el petiso sacaba sus excrementos a través de los agujeros.

Game of Thrones T5E1 - ''The Wars to Come''

Al menos no andaba con fuego valyrio o se lo hubiera complicado para vaciar la cajita.

No sé si debo mencionarlo o es una obviedad, pero los diálogos entre Varys y Tyrion suelen estar entre los momentos altos de cada semana y esta vez no fue la excepción.

Viajamos sin pasaporte hasta la ciudad ésta en la que Daenerys juega a la monarquía justa, como si tal cosa existiera. Los que pasaron mal fueron sus capados copados, en especial uno de esos que terminó con la gargantita cortada. ¿Su nombre? Rata blanca.

Ahora que escucho con detenimiento, no quedan dudas de que George R.R. Martin se inspiró en este tema para su Canción de Hielo y Fuego.

El que volvió a aparecer fue Gusanito Gris, así llamado porque el primer intento por castrarlo sólo funcionó a medias. Él y su ejército sufrieron el ataque de los Hijos de la Harpía, mientras a la Madre de los Dragones se le queman todos los papeles, sobre todo por su costumbre de visitar a sus mascotas con un montón de papeles en la mano.

En un episodio en el que sobraron los culos de hombre (no tiene nada de malo), es momento de ocuparse de lo que ocurría en el cantero de Avenida Italia, también conocido como El Muro.

Seguramente recordarán que Stannis Baratheon había llegado con su ejército a sacarle las papas del fuego a la Guardia Nocturna en su pelea contra aquellos que vivían de Avenida Italia unas cuadras para arriba. Derrotados, les pedirá su ayuda para recuperar Winterfell así como frenar las oleadas de monstruos periféricos que intentarán acercarse a la costa con la llegada del frío.

Pucha que pasaron cosas y los medicamentos me están durmiendo. Hablemos de Sansa y el Meñique.

Game of Thrones T5E1 - ''The Wars to Come''
¡El meñique!

No hicieron mucho, lo vieron al nene destetado a la fuerza (de gravedad) y se tomaron un carruaje con rumbo desconocido. Pareció que en un momento se cruzaron con Brienne y Podrick.

¿Ya mencioné los culos de hombres? Es que lo anoté un par de veces. Bueno, al cierre del episodio, con Stannis dando una última oportunidad a Mance Rayder para que se arrodillara frente a él, Jon fue a comerle la oreja en su celda pero el líder de los norteños no dio el brazo a torcer, ni siquiera cuando ese brazo empezó a chamuscarse (no se arrodilló).

En un mundo de decapitaciones, que te prendan fuego es indigno, así que cuando el fueguito empezaba a consumir a su conocido, se puso el traje de Arrow y lo mató de un flechazo en el corazón.

-My name is Jon Snow.

Nos vemos en una semana, el trono de mármol me llama.

Game of Thrones T5E1 - ''The Wars to Come''

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3