Home Columnas Reseñology Reseña: Batman #30 a #33 (Zero Year parte 3)

Reseña: Batman #30 a #33 (Zero Year parte 3)

Por el Reseñology
Reseña: Batman #30 a #33 (Zero Year parte 3)

Comienza "Savage City", último acto del nuevo origen de Batman. Gotham no atraviesa por su mejor momento, y el orejotas pondrá a prueba todas las cualidades que lo hacen ser quien es para restablecer el orden perdido, desde resolver acertijos hasta escapar de las garras de dos leones. De todo, como en botica.

El atentado sufrido por Gotham durante el acto anterior ha dejado a la ciudad en un estado calamitoso, los gothamitas han perdido las fuentes de acceso a sus necesidades más básicas, como la luz y la comida, y con ellas la voluntad de luchar. Las similitudes entre esta nueva realidad y la del Cataclismo acontecido durante la continuidad anterior son demasiado obvias, reemplazando esta vez al Quakemaster por el Acertijo.

Ya desde el vamos Snyder y Capullo nos sorprenden con simbología que todos sabremos reconocer, como una "R" dibujada en un vaso, tal vez sea merchandising de los Gotham Rogues, o un afiche con un T-Rex en primerísimo plano invitándonos a conocer el nuevo parque jurásico de la ciudad... ¿serán mecánicas sus atracciones?

Así que aquella decadente escena inicial que tuvimos al comienzo del primer acto es ahora el actual estado de las cosas, con el Riddler autoproclamándose único amo y señor de una ciudad en ruinas.

Reseña: Batman #30 a #33 (Zero Year parte 3)

Para recuperar el control tenemos a Batman, que ya en las primeras de cambio estará trabajando en equipo. Desde aquel Año Uno de Frank Miller el personaje había sabido rodearse de aliados, consciente de que esta carrera contra el crimen no podría sobrellevarla solo. En este desenlace Snyder mantiene esa misma premisa, y a los clásicos Alfred y Jim Gordon ahora también se suma Lucius Fox, quien ha venido creciendo desde la trilogía de Nolan.

Esto marca una evolución del personaje respecto de su primer acto, en donde había decidido hacer frente en solitario al lider de la Red Hood Gang, con las trágicas consecuencias que eso trajo... y aún ni se imagina todas las que vendrán.

Si bien el plan del Riddler parece algo traído de los pelos, es de agradecer que Snyder sea fiel a la esencia del villano, y que durante toda esta aventura los acertijos sean pieza clave. Se le plantea a Batman una lucha de intelectos por sobre lo físico, obligándole sacar a relucir sus dotes deductivos.

Reseña: Batman #30 a #33 (Zero Year parte 3)

De todas formas la acción tampoco faltará, sino más bien todo lo contrario. Los enfrentamientos serán muchos y variados, y en este sentido me gustaría destacar el regreso de las clásicas trampas mortales, aquellas que durante muchos años fueron el leitmotiv de cada uno de los villanos a los que Batman combatía, tanto en el cómic como en la tv. Sin dudas un acierto de Snyder, además de un gran homenaje.

Los flashbacks seguirán apareciendo, aunque esta vez dudo de su efectividad y cometido. Recuerdos mezclados con visiones apocalípticas que no logré entender hacia donde apuntaban, salvo quizás para sembrar en Bruce un manto de dudas sobre su cruzada. Es a través de los mismos que conocemos a Julie Madison, primera relación amorosa de Bruce en la antigua continuidad, y aparentemente también en esta.

Sobre el final de la aventura tendremos una emotiva escena que involucrará a Bruce y Alfred junto con la ya mencionada señorita Madison. Escena que nos sirve para meternos en la cabeza del mayordomo y para conocer la decisión final de Bruce sobre la vida que está a punto de afrontar, decisión que ya todos conocemos y que nos ha traído hasta aquí, luego de 75 años.

Reseña: Batman #30 a #33 (Zero Year parte 3)

Creo que a pesar de sus aciertos, este no deja de ser el más flojo de los tres actos. No sólo por la amenaza a combatir, un tanto descabellada, sino porque por momentos la historia de Scott Snyder parece dar más vueltas de las necesarias.

Lo que sí sigue estando a la altura de todo elogio es Greg Capullo y su arte. Desde la visión inicial de una Gotham totalmente devastada hasta la imagen final con Batman atravesando el cielo gothamita, todo es hermoso, limpio y colorido. Con ya más de 30 números encima, algunos de ellos extralarge, la serie no deja de impresionar con cada página. Sólo Capullo es razón suficiente para seguir hasta el final.

En definitiva, el Año Cero llega a su fin luego de un arranque maravilloso y dos actos posteriores que a mi entender no pudieron mantener la calidad inicial, sin dejar de ser entretenidos. Con eso pienso que ya le alcanza para cerrar con buena nota y convertirse en lectura recomendada.

Reseña: Batman #30 a #33 (Zero Year parte 3)

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3