Home Columnas Reseñology Reseña: Gotham Academy #1

Reseña: Gotham Academy #1

Por el Reseñology
Reseña: Gotham Academy #1

Escuchar de nuevos títulos que se suman al mundo de Batman es algo extremadamente habitual que ya no sorprende a nadie. Así que el principal reto está en dar con una temática que no haya sido explotada anteriormente. Teniendo eso en cuenta, Gotham Academy no es la panacea pero sí una gran aproximación.

Reseña: Gotham Academy #1

Antes de arrancar a leer este cómic, dos viejas batiseries se me vinieron a la cabeza: "Robin" (la original de 1993, surgida durante Knightfall) y "Gotham Central" (2003).

En sus comienzos, "Robin" fue una serie de corte netamente adolescente en donde Tim (actual Red Robin) debía sobrellevar su vida de estudiante dentro del marco de una ciudad de personajes tan pintorescos como lo es Gotham, con el agregado de que él mismo caía a su vez en esa segunda categoría. Y si bien Gotham Academy no tendrá todo ese aspecto superheroico, sí parece que mantendrá el espíritu goonie de la serie de Tim.

Justamente esa merma en el componente superheroico es lo que me llevó a pensar en "Gotham Central". Un cómic ambientado en el mundo de Batman donde sus protagonistas eran gente corriente (allí detectives, ahora estudiantes) que compartían las particularidades de llevar adelante sus tareas en una ciudad como Gotham, siendo Batman en el mejor de los casos sólo un actor secundario.

Reseña: Gotham Academy #1Se puede decir que Gotham Academy mantiene cosas de ambas series, pero también tiene un brillo propio que la hace totalmente diferente.

Es el primer día de clases del nuevo año escolar y en sus primeras viñetas ya conocermemos el lugar en cuestión y sus protagonistas, dos jóvenes alumnas de la academia, Olive y Maps.

Olive Silverlock es una estudiante de segundo año, típica adolescente incomprendida y con algunos lados oscuros que iremos conociendo en futuros números de la serie. Sabemos que existe algún tipo de relación entre Olive y Bruce Wayne (uno de los principales benefactores de la academia) y que además algo le sucedió a la niña en el verano que la aisló completamente del resto de sus compañeros... aparentemente algo relacionado con Batman.

Maps Mizoguchi es una recién llegada a primer año y que ha sido puesta bajo el madrinazgo de Olive. Maps y Olive ya han tenido contacto en el pasado, ya que el hermano mayor de la primera tuvo un amorío con la segunda (si puede llamarse amorío a las típicas relaciones hormonales entre jóvenes liceales). La personalidad alegre de Maps contrasta con la de Olive y por el momento es quien la mantiene en contacto con el resto de la raza humana.

Junto con las niñas, recorreremos las instalaciones del lugar y comenzaremos a conocer a sus diferentes moradores y las historias que se esconden tras sus paredes. Como todo antiguo punto de interés gothamita, la Academia es un lugar compuesto por una serie de edificios góticos, oscuros y misteriosos, donde las historias de fantasmas y de antiguos tesoros hacen eco en cualquiera de sus corredores.

Por supuesto que también habrá más de un guiño a la fauna autóctona de la ciudad. Por ejemplo, veremos cómo las antiguas familias Arkham, Cobblepot y Wayne han sido lo suficientemente determinantes como para formar parte del programa de Historia de segundo año; o cómo los estudiantes acostumbran pasar sus noches con una batiseñal proyectada en el cielo.

El número está plagado de los típicos clichés de esta clase de historias, prácticamente todos los personajes que uno espera encontrarse en las novelas de Kvothe o Harry Potter están también aquí: la cancherita némesis de la protagonista, el desprolijo rompebolas, el director inexorable, la profe buena onda, y varios más.

En ese sentido, el guion de Brenden Fletcher y Becky Cloonan no presenta demasiadas novedades, pero de todas formas resulta muy bien llevado y nos deja planteados suficientes misterios como para querer volver.

Pero si el guion no los termina de decidir, los dibujos de Karl Kerschl probablemente sí lo hagan. Tanto los personajes como la ambientación de cada viñeta están hermosamente conseguidos. Gotham Academy es uno de esos cómics en donde lo que se ve en la tapa es lo mismo que se encuentra al ir pasando las hojas.

Gotham Academy nos ofrece una visión poco habitual del universo batmaniano, visión que si bien no es del todo original, es lo suficientemente atractiva como para (tal vez) poder atraer a otro tipo de lectores a esta parte de la franquicia. Calidad ya la tiene aprobada.

Reseña: Gotham Academy #1

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3