Home Cómics DMZ vol. 12: The Five Nations of New York

DMZ vol. 12: The Five Nations of New York

Por el Cómics

DMZ vol. 12: The Five Nations of New YorkMatty Roth llegó a la isla de Manhattan como un simple fotógrafo, se convirtió en periodista, dejó la objetividad para meterse en política, terminó lidiando con armas nucleares y tomando decisiones que costaron vidas. Cada acto tiene sus consecuencias y al final se pagan los platos rotos.

DMZ vol. 12: The Five Nations of New York

DMZ vol. 12: The Five Nations of New York"Es el final perfecto para una serie como esta", opina iFanboy en la cita que adorna la portada de este tomo, que recopila los últimos seis números de la serie (67-72). Y pese a que es una afirmación fuerte, no puedo hacer otra cosa que coincidir.

Para llegar al final-final, deberemos recorrer un último tramo junto a Matty Roth, el periodista que terminó convirtiéndose en pieza fundamental de la recuperación de la isla de Manhattan (a veces debido a decisiones incorrectas).

Esta zona desmilitarizada dejará de ser un teatro de operaciones, cosa que puede comprobarse en el primer número, con imágenes de enormes grúas y helicópteros aterrizando, que recuerdan al último arco de "No Man's Land", cuando Gotham City comenzaba a reconstruirse luego de meses aislada de Estados Unidos.

En DMZ la realidad política es un poco más compleja, por lo que la normalidad se obtendrá con un poco más de trabajo, y un atentado con bomba o dos.

Para imaginar cómo será la vida de aquí en adelante, acompañaremos al protagonista en su recorrido por las nuevas "cinco naciones" (recordando a los "cinco barrios"), incluyendo a una Chinatown que perdió a su patriarca, un Central Park con Soames perdiendo la chaveta y el Empire State con lo que queda de sus soldados fantasmas.

Antes de eso, Roth había recibido una mala noticia y pedía un par de semanas para poner sus asuntos en orden. Finalmente descubrimos que será sometido a una Corte Militar por crímenes contra la humanidad.

Matty conocía las consecuencias de haber rechazado una amnistía de parte de los Estados Unidos. Lo hizo para recuperar la confianza de los habitantes de la DMZ cuando volvió como observador de su recuperación, pero también porque la única forma de redimirse de sus crímenes era pagando por ellos.

DMZ vol. 12: The Five Nations of New York

Como ocurrió con Parco Delgado (a modo de crítica, diría que es un recurso que suena repetido, ya que ambas escenas ocurren con pocos números de diferencia) tendremos un publicitado juicio, en donde se lo acusará de varios hechos que no cometió y otros que no fueron tan así.

"Lo debo, por toda la mierda que ocurrió", dice Matty. "No puedo ser el tipo que derrotó a Trustwell, o el tipo que contó la historia de Stevens (el supuesto responsable del 'Día 204'), o el tipo que ayudó a terminar la guerra... sin ser el tipo que le vendió a Parco el arma nuclear, o causó la muerte de esos civiles inocentes. Las dos van de la mano". Más claro, echale agua.

Todo se da muy rápido. Se salva de la condena a muerte por sus esfuerzos por la paz, pero lo condenan a cadena perpetua. En pocas páginas lo suben a una camioneta y es llevado a prisión. Como ocurrió con el grafitero Decade Later, también pide un cambio de ruta, para ver por última vez el paisaje de la ciudad. Fin.

No exactamente, porque quedará un epílogo, en donde una muchacha llega a la ciudad quince años más tarde. Lo que seguirá serán extractos del libro del protagonista, en donde reflexiona sobre lo ocurrido. Se trata de una declaración de amor del guionista Brian Wood a Matty Roth, a DMZ (el cómic) pero en especial a la ciudad de Nueva York, alma de toda esta aventura.

Riccardo Burchielli tiene el obvio honor de ilustrar estos últimos números con el mismo sello personal que imprimió a la mayor parte de la serie.

No es fácil despedirse de esta serie. En una segunda lectura quizás se haga más evidente la caída del reportero, al conocer qué decisiones le terminarán costando más caro. Parco Delgado, figura que generaba sensaciones encontradas, se cargará de más negatividad. Y Zee, después de todo, seguirá siendo la brújula moral.

Esto no debería disminuir el disfrute de otra gran obra editada por Vertigo. De esas que enriquecen cualquier biblioteca. Si la sensación final fuera una remera, diría "I <3 DMZ".

DMZ vol. 12: The Five Nations of New York

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3