Home Cómics Hellblazer de Milligan vol. 6

Hellblazer de Milligan vol. 6

Por el Cómics

Hellblazer de Milligan vol. 6El penúltimo volumen del Hellblazer de Peter Milligan (y de toda la historia) arranca con la aburridísima historia de la gabardina de John Constantine. Por suerte todo se va al Infierno, literalmente, en la segunda mitad. Así te queríamos ver, John.

Hellblazer de Milligan vol. 6

Hellblazer de Milligan vol. 6The Devil's Trench Coat, el tomo que contiene los números 283 a 291 de la mítica serie Hellblazer, tiene dos mitades bien definidas, especialmente en cuanto a la calidad, ya que arranca desde lo más bajo.

Un Peter Milligan poco inspirado nos cuenta la historia de la gabardina de John Constantine, aquella que lo acompaña desde hace años y que fuera hurtada por Gemma Masters, la sobrina que creía haber sido violada por él (en realidad fue su gemelo malvado... no desde un punto de vista telenovelesco, sino demoníaco).

Resulta que la gabardina tiene mente propia y anda buscando un dueño digno de ella, como aquel bisoñé asesino del episodio de Halloween de Los Simpson. Mientras el suegro de Constantine busca resolver sus conflictos con la mafia con la ayuda del bastardo de su yerno, contemplaremos cómo la prenda mencionada pasa de mano en mano, cagándole la vida a quien la tiene en ese momento.

Carli Ihde salva algunos capítulos de la historia con su dibujo, que se complementa en buena manera con los de Giuseppe Camuncoli (y su increíble amigo, Stefano Landini). Pero el guión en gran parte recuerda a un mal capítulo de El Caminante.

Un anticlimático final parecía ser el peor anuncio para la serie, que no venía del mejor arco (la búsqueda del pulgar). Sin embargo, Milligan no le tiene miedo a los desafíos, y después de jovencitas que juegan con poderes ocultos y mafiosillos de tres en cuarto, manda a Constantine al Infierno.

Eso es exactamente lo que hace. John  deberá internarse en lo más profundo del Averno para tratar de solucionar el asunto con su sobrina, pese a que, para sus adentros, se repite una y otra vez que no fue su culpa. Sabemos que la verdad está en el medio.

El viaje del protagonista hasta allá abajo comienza con algunos toques de comedia, debido a la aparición del Demonio de la Flatulencia, para luego convertirse en un paseo asfixiante en el que John se encontrará frente a decenas de personas con las que se relacionó de alguna manera. Y que, como ocurrió con Gemma, hubieran tenido mejores vidas (y after-vidas) sin su presencia.

En el Infierno todo puede estar mucho peor, así que hará acto de presencia el námber uan, el Príncipe de las Tinieblas, el mismísimo Satanás (en este momento conviene ni ponerse a pensar en la diferencia con el Lucifer de Sandman, porque tiene toda una explicación pero lo lindo es seguir disfrutando del cómic).

Lo mejor no es la representación del Infierno, que se atañe al "versión aun peor de una ciudad moderna", sino las sensaciones que atraviesa nuestro protagonista, tanto en el pacto con Satanás, como las interacciones con algún condenadito o su tortuoso regreso a la superficie.

Queda el epílogo, que cierra las historias de los últimos tres volúmenes, con un encuentro entre los dos John Constantine y Gemma, quizás por última vez. Se viene la recta final de esta maravillosa serie, por la que pasaron algunos de los talentos más grandes de la industria. Y, con los altibajos clásicos, Milligan está cerrando en gran nivel.

Hellblazer de Milligan vol. 6

Columnas
next8
Up, up and away!
Valid HTML5 Valid CSS3